SEARCH

Pasión Imperial

      PASIÓN IMPERIAL
        Pilar Eyre

La vida secreta de la emperatriz
EUGENIA DE MONTIJO,
la española que sedujo
a Napoleón III y conquistó Francia.

Este era un libro que no pensaba leer, pues la escritora me cae FATAL. No me gusta NADA como periodista. Pero no pienso ahondar en el tema, sólo dejo caer que le ha dedicado el libro a varios periodistas Y a Karmele Marchante (sí, Karmele, has leído bien).

"Para Jorge, Karmele y Carmen,
cuya amistad ilumina
                                                      mi vida desde hace muchos años."

Por donde iba, que aún así (o asín, como dice ahora la RAE) me lo compré, porque me lo recomendaron y me dijeron que era muy bueno. Y tenían razón. El libro está muy bien hecho, tiene una narración impecable, cuenta la historia tal y como es, consigue que te metas en la historia, explica de forma brillante la mentalidad dee esos años y define muy bien lo que se vivía en aquella época.¿Mi personaje favorito? La protagonista, claramente. Es un libro verdaderamente recomendable.
Para empezar, e llegado a la conclusión de que con los libros históricos (con los que no estoy muy familiarizada), consigo que se me queden mejor las cosas que con las clases de historia (sí, cuando escribí esto estaba en historia, y no, no estaba atendiendo al profesor). Leyendo los marujeos de la familia de Napoleón me he quedado con lo que no he podido memorizar estudiando. ¿Pero sabes lo que pasa? Que es el siglo XIX, y el siglo XIX es el ÚNICO que no aparece en el libro. ¬¬
Bueno, a lo que iba, que este libro va de Eugenia de Montijo, la española que fue emperatriz de Francia.
Ella reformó París [Extracto aquí], cambió la moda, marcó tendencia durante años, hizo que se construyera el Canal de Suez [Extracto aquí] y que hubiera imperio en México. Ella era la prueba viviente de esa conocida frase que dice:
"Tras cada gran mujer, hay un gran gilipollas."
Napoleón III en una pintura.
 Lo bueno de estos libros es que no hay "spoilers", ocomo se diga, pues todo esto es historia, y si la wikipedia no es una chivata yo tampoco.
Eugenia era una mujer fuerte, de armas tomar, inteligente, "campechana" diría yo (hoy mi dicionario está en baja forma).
Nació en medio de un terremoto. Su familia estaba expulsada de la Corte, gracias a su madre, que tenía mala fama, debido a sus "hábitos". Y es que el sexo oral estaba muy mal visto, ni a las prostitutas se lees permitía. La madre se "veía" con muchos nobles, y en su casa siempre había hombres a la hora del café Porque ellos iban a "tomar café", eh malpensados. Si salía un momento del salón sólo era para "coger las pastas".
No tenían ni un duro, y encima no sabían administrar el dinero. [Extracto aquí]
La hermana de Eugenia, Paca, era la típica santurrona, de belleza virginal, una petarda vamos. Era una mosquita muerta, se casó con el hombre del que estaba enamorada Eugenia, y se burló de ella hasta en su lecho de muerte. [Extracto aquí]
Napoleón en la realidad.
Estos pintores...
La juventud de Eugenia estuvo cargada de literatura, política, cultura, fiestas, reuniones amistosas. Tenía muchos amigos, pero sólo eso, amigos. Se llevaba muy bien con los hombres. Era considarada muy atractiva (y lo era, cualquier defecto en ella pasaba rápidamente a ser una imperfección hermosa que todos imitaban), pero era muy inteligente, lo que la hacía una esposa poco aconsejable.
Estaba en edad casadera, y cuando vio la oportunidad de casarse con el emperador no se lo pensó. El truco está en hacerse de rogar. Es ley de vida, si se lía con ella, ¿para qué se va a casar entonces, que era lo que ella quería? [Extracto Aquí] Así, cada vez que le decía que no, más ganas le entraban. Primero, se la lleva a donde lleva a las prostitutas, a ver si cuela; luego, le manda cartas de amor; a ver si cede, si no, la intenta violar, y si tampoco funciona, entonces ya se casa.
Total, que como decía su amigo Próspero, ese matrimonio no fue una "elección", sino una "erección".
Luego, Napoleón III se dió cuenta de que Eugenia no le atraía para nada. Pero era demasiado tarde, ya estaba casado (muajajaja).Y desde su posición como emperatriz, Eugenia cambió Francia.
El libro también habla del gran amor de la emperatriz, pero para enteraros de eso tendréis que leerlo. ;)

1 comentario:

Arizona dijo...

"Tras cada gran mujer, hay un gran gilipollas" xD
Me ha encantado la reseña, me he reído mucho (aunque yo siempre estoy riendo). Y si me obligas a leerlo, te obligaré yo a que te leas Vampire Academy, así que tú verás... bueno, te voy a obligar de todas formas (INDIRECTA, INDIRECTA *Guiño, guiño*)

 
Free Lines Arrow